Si quieres que otros te respeten, lo mejor es respetarte a ti mismo. Solo así, solo por el autorespeto, obligarás a otros a respetarte – Fyodor Dostoyevsky

No, no leen mal. No vamos a hablar de enfermedades ¿o si?

En los últimos tiempos estamos viviendo una terrible polarización de las conductas y de los pensamientos. Este fenómeno se está manifestando en la proliferación de actitudes, opciones políticas, y opiniones expresadas, enormemente perjudiciales para la convivencia y el bienestar mental comunitario.

No nos vamos a engañar. La manipulación psicológica de las personas no es algo complicado. Simplemente se trata de desenfocar las responsabilidades sobre las condiciones económicas, sanitarias y sociales, haciendo entender que, una parte de quienes lo sufren, resultan ser los responsables de los mismos.

Así nos encontramos con que se descarga la ira (o se provoca que se haga), en diferentes colectivos más o menos vulnerables. Así podemos escuchar las soflamas de nuevos, y no tan nuevos, actores de la política, prensa u opinión contra ellos.

Y, lo que es más preocupante, se consigue un impacto cada vez más importante en una parte de la sociedad. Un ejemplo de libro, de estrategias de desinformación en las que se hace ver que los más débiles, son los culpables de lo que los más fuertes han hecho para su beneficio.

Así se abre la veda para un modelo de pensamiento (por llamarlo de alguna manera) que se asemeja cada vez más a algo conocido, especialmente en el siglo pasado. Se utiliza la moral, el nacionalismo, la religión o la procedencia de las personas, para justificar el ir contra ellas.

Desafortunadamente esto no es una previsión. Ya tiene nombre y apellidos. Y los tenemos dirigiendo países. Personas que, abiertamente, se declaran xenófobas, homófobas, machistas … y, aún así, son validados por los votos de la desesperación manipulada.

Nos queda un enorme trabajo a quienes creemos en el respeto, la evidencia y la promoción de la salud mental, para conseguir desactivar estas estrategias dirigidas por quienes se enriquecen con la penuria ajena.

One thought

  1. MARAVILLOSO,,,, Mientras leia no podia menos que pensar en la realidad que estamos viviendo en Estados Unidos,,, lo que hemos retrocedido como sociead,,,y pensaba en el respeto que se gano Obama y su familia,,, respeto que ni en mil anos,,,tiene o tendra su successor,, pensaba tambien en lo peligroso que es tener como mandatario a alguien que no tiene valores,,etica,,ni equilibrio mental, las minorias vivimos con el temor que sea reelegido por quienes ciegamente se dejan liderear por el y ya una vez lo pusieron en el poder 😦
    Muy interesante articulo,,, mucho 🙂 y muy real

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.