¿De qué dependo?

Sé tu propio palacio o el mundo será tu prisión.
John Donne

Estamos conectados con los demás. Es algo evidente, que vivimos a diario. Lo estamos con las personas que queremos, con las que trabajamos, con las que vemos todos los días u ocasionalmente.

Pero ¿hasta que punto decidimos por nosotros, como conectamos?
Esto tiene mucho que ver con la forma de relacionarnos con nosotros mismos. De la conciencia de quienes somos.

Y, desde luego no hay una formulo que determine quienes somos. Especialmente para nosotros mismos. Lo que si parece claro que para serlo, requiere que tengamos independencia de pensamiento, sentimiento y acción. Esto significa poder hacerlo sin depender excesivamente de los demás. Esto no implica aislamiento. Todo lo contrario. Nuestra felicidad es individual, pero se disfruta más, cuando la compartimos.

Ser independiente no significa que vivamos fuera de los límites culturales, sociales y legales en los que nos desenvolvemos; o que nuestro carácter depende de nuestro proceso educativo y de socialización; o que estar adaptados a nuestro entorno es algo indeseable.
La clave está en nuestra esfera de independencia personal, que se caracteriza por un pensamiento y actuación autónomo, y forma parte intrínseca de nuestra capacidad de ser felices.

Por supuesto que hay momentos en que sentimos que dependemos tanto de los demás que parece que nuestra vida esta totalmente fuera de nuestro control. Nos podemos sentir perdidos, confundidos, manipulados o, incluso, maltratados. Sentimos que algo falta en nuestras vidas. Pero, a menudo, por no decir siempre, somos incapaces de identificar que es.

Esto puede llevarnos a sentir indefensos, dependientes, en todos los sentidos; de circunstancias o actitudes, que no podemos manejar. Es indefensión, un sentimiento que conduce, en muchas ocasiones, a tristeza y depresión.

A pesar de que esto puede resultar sencillo de entender y simplemente, debemos cambiarlo, para encontrarnos mejor, las cosas no resultan tan fáciles.

Más bien todo lo contrario. Muchos de nosotros vivimos la vida de otros. Nuestra felicidad depende de los demás. Está condicionada a como se sientan nuestras parejas, familia o jefes. La felicidad la supeditamos, incluso, a personas que no conocemos pero que seguimos y admiramos. Y, según nos cuenten estos “famosos” como están, así nos sentiremos nosotros. De hecho, hay una industria de entretenimiento global montada alrededor de esta felicidad a “control remoto”.

Otros pueden pensar que la mejor forma de evitar esta “contaminación” es aislarse. Vivir apartado de los demás. Y no decimos que no sea una opción posible. Pero difícil de soportar en el tiempo.

Por esto es importante que busquemos en nuestro interior. Aunque suene utópico, es el único camino. De verdad. Al encontrar quienes somos, seremos conscientes de cuál es nuestra posición personal. Y esta es la forma.

Conocernos nos dará capacidad de saber como y con quien podemos ser felices. Y hasta que grado podemos comprometer nuestra independencia. Puede ser por amor, por un bien mayor o por aquello que nosotros creamos que debemos. Pero somos nosotros los que decidimos. Esa es la clave.

Porque mucha conformidad o una continuada en el tiempo, sin que la evaluemos permanentemente, decidiendo a cada momento, nos puede llevar a dependencia. A ese momento que, como comentábamos más arriba, sentimos que el control de nuestra vida no está en nuestras manos.

Lo importante es el balance continuo. Porque esa es la verdadera decisión que debemos tomar. La aceptación de que nada puede ser estable. Que el cambio es lo único constante.

Hoy podemos sentirnos cómodos en una relación o en un trabajo. Mañana puede que no. Pero entender que la vida es esto, impermanencia, es lo que nos acercará cada vez más a nosotros mismos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s