ViajeEs fácil ver como las personas pesimistas, envidiosas o rencorosas tropiezan continuamente con los demás y no logran evolucionar. Conviene que revisemos nuestras actitudes y convicciones para saber si son demasiado rígidas, o totalmente erróneas. Si no lo hacemos, es muy posible que acabemos naufragando o, lo que puede ser peor, que no lleguemos nunca a ningún puerto. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .